Como Superar El Miedo?

Como Superar El Miedo?

Cuando pienso en el miedo, veo que se ha convertido en algo que la gente cree que necesita tener, algo con lo que hay que convivir, sin más. Una palabra en la boca de tod@s, una palabra que tiene el poder de ralentizar nuestras vidas hasta el punto de bloquearnos dentro de una pequeña burbuja de seguridad, aislados, sin salida.exitoexitoso.com

Que es eso a lo que tememos, donde están los peligros? Porque nos sentimos tan sobrexcitad@s? Nos acechan acaso animales salvajes a la vuelta de cada esquina? Depende acaso nuestra vida de esas decisiones que vemos en ocasiones tan trágicas?

La mayoría de los miedos que tenemos son patrones nativos generados por pensamientos que se repiten constantemente, a los cuales asociamos mucho dolor. Nos evadimos en multitud de ocasiones cuando las cosas se ponen en realidad interesantes, por el miedo a fracasar o al que dirán.

Demasiado fácil, la verdad es algo diferente. Podríamos denominar al miedo como un impulso generado por nuestros cerebros que nos “dicta” como actuar, luchar o escapar de una determinada situación (muy útil en determinadas ocasiones), pero la mayoría de las veces es simplemente una mala gestión de nuestras facultades mentales.

El gran mito es que el miedo es esa gran fuerza oculta que florece en el subconsciente, incontrolable y devastadora… …y nosotros, como pobres victimas, nos arrodillamos ante él. En fin…

Hoy día la neurociencia ha demostrado como nosotros mismos tenemos el poder de gestionar nuestros pensamientos; pero pensándolo seriamente, cuantas veces le plantamos cara al miedo? Cuantas tratamos de comprender que es lo que realmente pasa?

Porque le tenemos tanto miedo al miedo? Porque nos proporciona tanto dolor? Que es y como funciona todo eso?

Mis mejores momentos, los mas valiosos de mi vida empezaron justo cuando me di cuenta de que los miedos que experimentaba eran solo señales, que funcionaban como indicadores del camino. Al entender esto ya no me parecieron tan terribles ni importantes.

 Ya has leído Como definir tu propósito de vida?

Cuando algo se convierte en conocido pasa a ser otro punto de apoyo en el cual nos basamos para llegar al siguiente, de esta forma se genera confianza, de modo que cuanto más se conoce, mas confianza ganamos. El miedo frena habitualmente nuestro afán de conocimiento.

Las 3 facetas del miedo

Para que este concepto quede mas claro y se grabe en el subconsciente voy a dividir el miedo en tres categorías generales, tres puntos donde experimentamos dolor. Al visualizarlos vamos a ser capaces de regular nuestros estados mentales en relación a ellos, dejar de frustrarnos y machacarnos a nosotr@s mismos y sobretodo a no permitir ser controlado por ellos.

El primero de los tres puntos es el que podemos denominar como EL DOLOR A PERDER.exitoexitoso.com

Los recuerdos asociados a dolores pasados, se reproducen y anidan en nuestro subconsciente continuamente, sin que nos demos cuenta;
En los momentos en los que hay que afrontar nuevas oportunidades, cambios o situaciones no habituales salen a flote frases tipo:
Si realizo este cambio perderé el trabajo (ese eterno problema)… Si cambio de ciudad perderé a mis colegas… si invierto en este negocio perderé todo ese dinero…

Me acuerdo del momento en que decidí marcharme de Italia e irme a Londres, tod@s me decían que perdería a mis amigos, mi dinero y mis trabajos (tenía 4). Y tengo que ser honesto, sentí un miedo horrendo por un rato, pero en cuanto compre el billete “One way ticket” me sentí enorme y poderoso… y todo eso que dejé tras de mí fue el precio que pagué para crecer.

Y lo mismo pasa cuando decidimos dejar un hábito como fumar, comer esas cochinadas que saben tan bien, beber en exceso… utilizando el miedo a perder como excusa para poder justificarnos y sentirnos mas ligero….por un instante.

¿Y si dejo de fumar como voy yo a controlar mi estrés? ¿Y si empiezo la dieta tendré que dejar mis patatas fritas de las 3 de la madrugada? ¿Donde esta mi libertad si tengo que dejar esas cosas que me dan placer?… Bueno ya empezaré mañana, hoy no puedo (la típica que tod@s conocemos)…

Así es como nuestro cortex o corteza pre-frontal nos impide o dificulta (con buenas intenciones) salir de nuestra zona de confort en vez de focalizar la atención en lo que se podría ganar y conseguir.

SI!! por un rato perderemos esa seguridad tan adorada, pero… ¿No crees que vale la pena correr el riesgo con el simple objetivo de mejorar, de crecer, de ser los verdaderos líderes de nuestras vidas, de ser libres?

Recuerdo como si fuera ayer cuando deje todo lo que tenía en Holanda, después de ir allí desde Londres, para venirme aquí a España. Una mochila, mi pulgar y pista, otra vez en busca de aventuras, sí, me encontraba otra vez sin casa, sin colegas, y muy lejos de mi novia, pero personalmente, hubiera sido muchísimo peor quedarme allí, insatisfecho con mis sueños no realizados, arrepintiéndome mas tarde y pensando en que hubiera pasado si…

Las experiencias que encontré valieron con creces la pena y todas, todas, todas, gracias a ese pequeño momento de miedo a perder. Lo vi, lo sentí, lo estudie’ y me libre’ de el..

Hay un cuento cherokee que me encanta, explica perfectamente el hecho de lidiar con nuestro miedo.

Una noche un anciano indio Cherokee le contó a su nieto la historia de una batalla que tiene lugar en el interior de cada persona. Le dijo: “Dentro de cada uno de nosotros hay una dura batalla entre dos lobos. Uno de ellos es un lobo malvado, violento, lleno de ira y agresividad. El otro es todo bondad, amor, alegría y compasión”. El nieto se quedó unos minutos pensando sobre lo que le había contado su abuelo y finalmente le preguntó: “Dime abuelo, ¿y cual de los dos lobos ganará?”.

El anciano indio respondió: “Aquél al que tu alimentes”

exitoexitoso.com

A uno de los dos le encanta el miedo, para el desayuno, la comida y la cena, así que ojito…

Siempre existe otra opción y el conjunto de las elecciones que tomes en tu vida serán lo que defina quien eres.

El segundo punto, al que tememos mucho, es el que se puede llamar EL CAMBIO… y claro está, CAMBIAR NO ES FÁCIL, puede ser muy muy duro…pero ahí esta el punto.

Hay que estar incomodo, sino no hay crecimiento.

Para mi dejar de pensar que era un inútil me costó un huevo, dejar de pensar que no sabía hacer nada… o dejar de fumar, nadie dice que es fácil, pero lo será aún menos si el proceso se focaliza solamente en lo chungo que puede ser ese momento después de comer o mientras nos bebemos una cervecita en el bar con los amigotes.

Pero, piénsalo fríamente, a donde nos lleva pensar en esto todo el rato?? ¿No sería mucho mejor concentramos en lo sanos que estarán nuestros pulmones? ¿o en la economía? Porque fumar cuesta un riñón!! (y así ya llevaríamos dos órganos salvados) Y ya está bien de esos dedos y bigotes amarillos… iiiirrrggghhhh. Nunca mas!

Lo mismo ocurre con las dietas y todos esos ejercicios, oh-my-god! Los abdominales, las dominadas, NOOOO… y que pasará con mis donuts…

Ahora en serio. Yo creo que vivir consiste en parte en descubrir como dominar el cambio y ver los desafíos como oportunidades. Fácil? Desde luego que NO, pero es sólo entonces cuando abrimos esa puerta para poder descubrir nuestro verdadero sentido en la vida, desarrollarnos, y hallar nuevas emociones y motivaciones para seguir creciendo. Ver el cambio con ojos nuevos… Click! Reset! Cambio de patrón!!

Y pasamos al tercer punto, lo que yo llamo, EL RESULTADO… Tachaaaaan!!!

¿Que va a pasar si después todo lo que he hecho, lo que dejé, después de pasar por todos estos cambios, procesos, molestias y sacrificios, que pasará si al final todo esto me sale mal??
Me quedaré sin pasta, como un pringado, fracasado, o simplemente no es lo que me esperaba

…uhm…

Si hubiera pensado todo esto cuando empecé a construirme mi casita ni siquiera habría empezado a talar los arboles para la estructura.

¿Que pasa al otro lado de la valla, como puedo tener la certeza de que va a salir bien? Pues, en realidad nunca la vas a tener, del mismo modo que nunca sabŕas que hubiera podido pasar si hubieras actuado, si te hubieras lanzado en vez de quedarte tranquilo y seguro, en ese “mundo” tuyo, tan “conocido”, ESPABILA! la vida no es estática… ¿De verdad crees que todo tiene que funcionar así? Que todo es como te lo cuentan? O más bien como te lo meten?

Todos esos patrones rancios de esta sociedad automatizada? Estudia, trabaja, comprate un coche (si es gordo mucho mejor claro…), una casa, hipoteca-te, ten hijos y de vez en cuando “vive”, pero solo si eres un poco listo. Y… ¿ya está? ¿Eso es la vida? ¿Para eso estamos aquí? Joooooooder que rollazo tú! Vidas que son copias unas de otras.

Otro punto de vista, que ocurriría si toda esta energía que empleamos en esos pensamientos negativos, la utilizaríamos en imaginar lo cojonudo que podría ser si… , en que nos hayamos de camino rumbo a nuestros sueños, en VISUALIZAR y focalizar nuestra atención e intención en todas esas cosas que son buenas, poderosas, realizables, constructivas y beneficiosas.

Ya has leído es la abundancia algo mal entendido?

Cuando le preguntaron a Edison si era verdad que había fracasado 10.000 veces antes de descubrir la luz eléctrica el dijo que no había fracasado ni una sola vez, y además ahora el conocía 10.000 maneras de como no hacerlo.

Si seguimos obsesionados con toda esa negatividad, el resultado será que atraeremos simplemente más y más energía negativa a nuestras vidas… Elemental querido Watson!

Debemos dejar de sufrir mentalmente, centrándonos constantemente en el improbable dolor que acarrearía el hacer esas cosas que podrían llevarnos a mejorar nuestras vidas. Tú y yo sabemos lo que necesitamos para vivir mejor, ¿Por qué no lo hacemos? ¿Por qué tenemos almacenados en nuestro cerebro recuerdos de pérdidas, cambio y resultados que asociamos a miedo y dolor?

Que pasaría si hoy fuera el día de cambiar las preguntas y centrarse en realidad en el camino que queremos seguir. Ser conscientes de las emociones conectadas al miedo, ver cómo se manifiestan, y cómo se pueden reconocer. Actuar, darle la vuelta y observar lo que ocurre, dirigir la vista hacia tu propio éxito personal, vivir, experimentar, aprender… orgulloso de ser tú mismo y de saber que has sido tú el mismo que te ha llevado a alcanzar tus objetivos.

Como superar el miedo entonces, hay que entrarle de cara y absorberlo, vivirlo y negarte a dejarse llevar por las emociones que el generara’.

¿Que tipo de energía liberaría mirarse al espejo, en tus propios ojos y cantarte los mayores miedos, con palabras sinceras y honesta?.

“La verdad os hará libres” dijo el carpintero Jesús hace mas de 2000 anos, y “todo lo que desea esta al otro lado del miedo”, dijo George Addair.

¿Cuales son tus mayores miedos, porque no los escribe aquí abajo y te sacas este ladrillo encima de tu alma?

¿Que tipo de acciones tomas frente a perdidas o posible perdidas?

¿Como reaccionas al cambio y a resultados diferentes a lo que esperabas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *