El desdoblamiento voluntario. Porque y como?

El desdoblamiento voluntario. Porque y como?

exitoexitoso.com

 

Últimamente encuentro con regularidad vídeos y artículos sobre el desdoblamiento astral, o sea, separarse de nuestro cuerpo y viajar por diferentes planes, que lo creas o no esto es algo que muchísima gente experimenta, conscientemente o no.

 

Quiero hablar del desdoblamiento voluntario, como una herramienta fundamental en el éxito personal.

 

El desdoblamiento astral, para quien no lo sepa, es algo que ocurre mientras nos encontramos en estado inconsciente o semiinconsciente. Un clásico caso es el paciente en la sala de cirugía que deja el cuerpo y se va dando vueltas por el hospital, y al despertarse puede contar con precisión lo que los médicos estaban diciendo o haciendo mientras le operaban.

 

Lo que mola de estos casos son las caras que ponen…

 

Personalmente esto es un tema que me fascina y en un futuro me propongo estudiar este tema con más profundidad. También hay que decir que se han hecho estudios de carácter neurocientífico sobre esto, lo cual implica que hoy esto es un tema reconocido.

 

Puede ser muy útil, dependiendo de los objetivos.

 

El hecho de poder desplazarse fuera del punto de vista común de las cosas hace que nos pongamos en zonas donde todas las perspectivas son diferentes y, en consecuencia, las ideas y creencias conectadas a ellas.

 

Una técnica tan poderosa como simple

 

Ahora es muy importante clarificar una cosa, si queremos cambiar algo en nosotros que no nos mola para nada, y que creemos que nos está poniendo la vida más difícil, esta técnica que voy a compartir puede que resulte muy útil aunque parecerá una chorrada de idea.

 

Es algo que me vino por más de una persona, en diferentes momentos y explicada en distintas maneras, y lo curioso es que siempre pensaba que yo no lo necesitaba, que tenía el control de todo y que podía cambiar mis actitudes sólo por el hecho de querer hacerlo.

 

Que iluso.

 

Cada día pensamos alrededor de 70.000 pensamientos, de los cuales un 90% son los mismos del día anterior. Esto tiene un sentido infinitamente importante si nos paramos a pensar en que hay gente que vive el mismo día toda la vida.

 

Si se piensan los mismos pensamientos todo el tiempo, también se tomarán las mismas decisiones, las cuales guiarán al mismo comportamiento de siempre y a los mismos resultados de siempre.

 

Lógico verdad?

 

Y estos mismos resultados no harán nada más que estimular los mismos pensamientos que generaron este bucle mental una y otra vez, día tras día, semana tras semana, años tras años.

 

Esto, al final de todo tiene un nombre…Vida.

 

Muy a menudo me pregunto si el día de hoy se parece al de mañana y, si veo que es demasiado parecido, necesito hacer algo que cambie el rumbo para que no me sienta como Bill murray en El día de la marmota.

 

Todo parece imposible de cambiar hasta que empezamos a verlo desde un punto de vista diferente, destacado. Justo el otro día estaba comiendo con un colega que era un piloto de aviones. Me contaba que cuando solía volar encima de su casa, y veía todo tan pequeño y lejos, se sentía como si la hipoteca, el vecino toca huevos, la comunidad y los impuestos ya no tenían peso ni relevancia.

 

O sea, al tener una perspectiva muy alejada de sus problemas, las PREocupaciones dejaban de ocupar su mente.

 

El desdoblamiento voluntario tiene su clave en esto, tomar distancia, ver las cosas como desde otro vehículo, separarse, objetivar la mente subjetiva y dejar de creer que somos lo que siempre hemos creído ser.

 

La objetividad transforma las cosas

 

Voy a poner un ejemplo práctico para que sea más fácil distinguir el tema.

 

Ponemos que a ti te encanta tener la cocina limpia todo el rato, la encimera libre de migas y manchas te hace sentir alegre y hace que te sienta satisfecho y en paz.

 

Añadimos también el caso de que a tu pareja le da bastante igual, tampoco le gusta el sucio pero justo con un mínimo de cuidado la vida sigue igual, al final la cocina sirve solo para cocinar.

 

Tú piensas que por esto el/ella no tenga el mínimo respeto para ti, que en el fondo es un guarro/a y que tú tienes razón porque la cocina tiene que estar impecable todo el tiempo.

 

Tus pensamientos de limpieza y orden no obtienen alianza con los de tu pareja, y cada vez que ella/él usa la cocina, tu reacción es de fastidio, frustración y enojo. Estos son los sentimientos que has decidido sentir cada vez que vas a controlar la cocina.

 

Así que, cada vez que inspecciona la escena del crimen (la cocina) estas amargado, estresado y de mala leche. Esto hará que tendrás que dejar todo lo que estabas haciendo para limpiar, fregar, barrer, reponer todo lo que haga falta para que te sientas, luego, con el derecho para quejarte de tu pareja.

 

Esto, más las discusiones y las posibles consecuencias en un tiempo, se convierten en dolores de estómago, migrañas, bajones energéticos, etc. Todo esto son pruebas fisiológicas de que verdaderamente sufres.

 

Todo esto pasa porque tu pareja es una guarra, que no te respeta y que tu cocina tiene que estar limpia siempre, y así de nuevo, todos los días.

 

La manera en que pensamos, actuamos y sentimos crea nuestra realidad, y es lo que guía nuestra existencia día tras día. Si intentamos cambiar nuestras vidas con las mismas mentes que crearon la situación en la que nos encontramos va a ser imposible.

 

Para poder realizar un cambio tenemos que convertirnos en otras personas. Aquí es donde entra en juego el desdoblamiento. Lo que solo por el nombre suena más fácil de decir que hacer.

 

Y cómo lo podemos hacer? Como podemos influenciar-nos a modificar la creencia que tanto nos gusta, tan familiar, tan conocida?

 

Pues, al practicar y al tener fe en nosotros mismos puede ser posible.

 

He dividido en 6 partes este sistema, allí vamos, sígueme.

 

1-En primer lugar tenemos que tener muy claro lo que deseamos modificar, eliminar…o mejor dicho, substituir, esta es mi palabra favorita.

 

Si pensamos eliminar algo, nuestra mente subconsciente aplicará toda una serie de contra acciones para evitarlo.

 

El subconsciente controla el 95% de nuestras vidas, cuando se da cuenta que queremos cambiar algo que se encuentra en su disco duro, no le hace ninguna gracia, si está ahí es por una razón. Y hay que defenderlo a toda costa.

 

Pues, hay que progresivamente y pacientemente substituir el viejo con el nuevo, paso a paso, y por tener éxito en este proceso necesitamos saber con todo nuestro ser que es lo que tiene que salir y que es lo que tiene que tomar su sitio.

 

2- tómate un rato para ti y escribe con un lápiz lo que no te gusta de ti, lo que verdaderamente crees que no te está sirviendo. Este es un punto fundamental, te estás metiendo en lo que no se supone que hay que pensar, tus defectos, tus debilidades. Tómate un respiro, nadie es perfecto pero todos tenemos el poder de cambiar.

 

En este momento estás tomando consciencia de algo que solemos creer que es lo que es porque siempre ha sido así, y por tal se supone que así siempre será. Pues, esta es una tontería, donde está escrito?

 

Imagínate que llamas a un colega y le dices que te has perdido y no sabes cómo llegar a su casa, el te pregunta por dónde andas. Si tu no sabes dónde estás en este momento, tu colega tendrá mucha dificultad en el guiarte hacia el.

 

Lo mismo pasa en nuestras vidas. Tal vez sabemos dónde queremos ir, pero ignoramos el sitio en lo que nos encontramos.

 

3- Después de haber escrito lo que no quieres en tu vida, cambias el lápiz por un bolígrafo y empiezas a escribir cómo te comportarías, reaccionarías, hablarías, pensarías, si fueras lo que tú quieres ser encima de lo que acabas de escribir en lápiz.

 

Yo esto lo llamo neuro-solapar tus creencias.

 

Esta no es fantasía, esto en términos neurocientíficos es crear nuevas conexiones neurológicas. Estás dando a tu cuerpo, a tu mente, nuevas informaciones, nuevos significados. Toda una nueva gama de circuitos se irá creando para que tu mente pueda generar nuevos pensamientos.

 

Mientras escribes imagínate cómo reaccionarias frente una situación a la que te solías enfurecer, si fueras una persona calma, amable, coherente. Qué palabras usarías? Y tu cuerpo, cómo se movería, qué tono de voz utilizarías? Cómo te sentirías después?

 

Una vez que lo hayas escrito te sugeriría de leerlo una vez al día, o mejor visualizarlo, para que empieza a convertirse en algo familiar para tu mente, y de actuar como si ya fuera parte de tu personalidad.

 

Recuerda el Walk The Talk de los norteamericanos, fingelo hasta que no hay que fingirlo.

 

4- Bien, ahora la parte divertida. Esto es lo de meter las manos en el barro. Hay que practicar, practicar y practicar. No se puede cambiar un hábito de un día a otro, sobretodo si este hábito crea una adicción fisiológica. Las emociones crean adicciones, nunca olvidar esta frase.

 

En cuanto nos encontramos en el marrón de siempre, recuerda que si pensamos siempre en lo mismo, acabaremos siempre en lo mismo, nuestras reacciones automáticamente se activan por responder de la misma manera que siempre.

 

Esto es vivir bajo piloto automático.

 

Cuando finalmente nos damos cuenta de que estamos en aquella situación a la que describimos en lápiz, podemos visualizar el texto en bolígrafo y mentalmente volver a su contenido, de esta manera activaremos nuevas mapas neuronales.

 

Esto es el momento de desdoblarse, de dejar que el piloto que pulsa los botones en el cerebro haga su trabajo mientras nosotras salimos conscientemente y nos situamos justo a unos metros de nuestros cuerpos.

 

Nuestra mente no tiene límites, es cuestión de practicar y nada más, si no sale a la primera no pasa nada, no existe el fracaso, solo la experiencia.

 

Esta técnica es todopoderosa, nos permite perder el contacto con algo que siempre ha sido imprescindible, inmutable. Por experiencia propia puedo decir, que a veces puedes acabar riéndote de ti al verte tan cabreado por algo tan estúpido.

 

Bueno, si podemos reírnos de nosotros mismos hemos alcanzado un nivel de maestría pura!!

 

5- Observate, estudia lo que dices, como te mueves, lo que sientes… Sin juzgar ni comentar la escena, solo actúa como un espectador pasivo. Si no te reconoces en estas reacciones, que harías tú?

 

Si has visionado lo suficiente tu ejercicio del punto 3, ya lo sabrás muy bien.

 

En este momento, cuando de verdad no te reconoces en las reacciones de tu “cuerpo inconsciente”, puedes introducir las características y modalidades de lo que has decidido ser, de tu nuevo yo.

 

6- Ahora puedes volver a tu página con tus dos prospectivas, o sea la subjetiva con lápiz y la objetiva en bolígrafo, sacar un borrador y borrar todo lo escrito en lápiz.

 

Esta acción le dará a tu mente el mensaje de que ya no necesitas más esto tipo de creencia.

 

Serás testigo de grandes reacciones, tuyas y de los demás, las cuales producirán nuevas emociones, y de consecuencia nuevos pensamientos, nuevos resultados y nuevas experiencias.

 

Tómate todo el tiempo que necesitas

 

Repito, este es un proceso lento y puede que no resulte fácil, sin embargo hay que saber y tener en mente que lo que se va perdiendo es infinitamente inferior a lo que adquieres cambiando de hábito.

 

Al principio puede parecer duro y caótico, sin sentido y desconocido, pero la práctica brinda grandes resultados.

 

Hace falta un tiempo para que cualquier nuevo hábito establezca una nueva serie de conexiones neurológicas y patrones mentales.

 

Solo piensa a tu primera vez….. conduciendo, y a la última vez que aparcaste tu coche, vaya diferencia verdad?

 

El éxito está hecho de pruebas y errores, de aprender de los demás y de nuestras debilidades, de querer siempre mejorar nuestras posiciones y de vivir a lo máximo nuestro potencial.

 

Nos merecemos lo mejor para nosotros, podemos escoger lo que queremos, los límites ponemos nosotros. El desdoblamiento voluntario puede ser una herramienta muy valiosa en todas las situaciones en nuestra vida, para regular el nivel de estrés que indudablemente, cuando no está controlado, lleva a la enfermedad física y social.

 

¿Qué es lo que no te gusta de ti?

 

¿Con que lo intercambiarías?

 

¿Ya controlas el desdoblamiento, o nunca lo has intentado?

 

Si tienes dudas o preguntas te ruego dejarlas en la sección de los comentarios, me encantaría leer tus pensamientos sobre el temas o tus experiencias.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *